Advertising

Goff y Rams quieren redescubrir su explosividad al recibir a Eagles

Mientras la mayor atención para el juego de este domingo por la noche en el Memorial Coliseum entre los Rams y los campeones Philadelphia Eagles ha sido puesta sobre el quarterback Carson Wentz por una lesión de la espalda, el equipo de Los Ángeles tiene sus propios desafíos e interrogantes en la semana 15 de la temporada.

Los Rams vienen de perder ante Chicago 15-6 el pasado domingo por la noche en la peor actuación ofensiva del equipo en la era de Sean McVay, un encuentro en que el quarterback Jared Goff sufrió cuatro pases interceptados.

Con esa derrota, Los Ángeles cayó a un récord de 11-2 y cedió el primer lugar de la Conferencia Nacional a los New Orleans Saints, que tienen mismos números pero con ventaja en el criterio de desempate por haber derrotado a los Rams en la temporada.

McVay se responsabilizó por la pobreza ofensiva contra los Bears diciendo que no dirigió un buen partido, entre otras razones, por haberle dado el balón sólo 14 veces a Todd Gurley (11 acarreos y 3 pases). Mientras que Goff, que venía de un flojo juego en la semana 13 en Detroit, aseguró que todo está bien con él y que simplemente tiene que jugar mejor.

La lucha por la localía en playoffs

Los Rams necesitan ganar este domingo para seguir persiguiendo la siembra No. 1 de la NFC en los playoffs. En el papel, este duelo contra los Eagles es el más difícil que les resta, ya que luego enfrentarán a Arizona como visitantes y a San Francisco en casa. Los Saints, por su parte, visitan el lunes a Carolina, luego recibirán a Pittsburgh y cerrarán en el Superdome contra los Panthers.

Las posibilidades de que L.A. pueda obtener la ventaja de la localía para los playoffs son realistas, y conseguir el objetivo es crucial. En este sentido, desde 1975, los conjuntos que fueron los sembrados No. 1 de sus conferencias llegaron al Super Bowl un total de 49 ocasiones, incluyendo los dos del pasado juego por el título (Eagles y New England Patriots.

Independientemente de la lucha por la localía en los playoffs, para los Rams un triunfo este domingo combinado con una derrota de Chicago en su duelo con Green Bay –o dos victorias de los Rams– les asegurará descansar en la semana de comodines.

Esperan enfrentar a Foles

La noticia de que Carson Wentz sufre de una vértebra fracturada divulgada a media semana sacudió a los Eagles, que en su visita de diciembre de 2017 al Memorial Coliseum perdieron al quarterback por una lesión de rodilla que sufrió por el golpe del linebacker Mark Barron en una carrera de anotación.

Los Eagles eventualmente ganaron ese partido 43-35 con Nick Foles en labor de relevo. Philadelphia siguió su camino hasta el Super Bowl LII, en el que Foles, jugando con tremenda inspiración, condujo al equipo a su primer Trofeo Vince Lombardi, incluso siendo premiado como “MVP” ras la victoria sobre los Pats. Todo había comenzado en Los Ángeles.

El viernes se supo que la lesión de Wentz puede tomarle tres meses de recuperación, no obstante los Eagles no lo descartaron en ese momento para el partido.

“Tiene una lesión de estrés, la cual ha evolucionado con el tiempo y no requiere cirugía”, explicó a los reporteros el entrenador en jefe Doug Pederson. “(Wentz) Estuvo al 100 por ciento, practicó. No estuvo en el reporte de lesionados por esto”.

Ante esto, Sean McVay dijo que sus Rams están preparados para enfrentar a Wentz o Foles, que el plan de juego de los Eagles no cambia mucho con uno u otro mariscal, y apuntó: “Estamos esperando que sea Nick (Foles), pero nunca decimos nunca”.

Jugadores de cuidado

Los Eagles se encuentran en una situación de suma urgencia, en la que realmente no pueden darse el lujo de perder si es que quieren mantener posibilidades de llegar a los playoffs como equipo comodín. Por ahora, el último boleto de la NFC lo obtendría Minnesota (6-6-1), que aventaja a Carolina, Philadelphia y Washington, todos con 6-7.

Seguramente, el equipo de Pennsylvania, que ha ganado cinco partidos seguidos y 12 de los anteriores 16 a los Rams, ofrecerá este domingo todo lo que le queda, pero aún así los expertos pusieron a Los Ángeles favorito por 9.5 puntos. Y es que lo del quarterback no es el único problema de los actuales campeones de la NFL.

Los Eagles no se han acercado al ritmo ofensivo que alcanzaron la temporada anterior y hoy se encuentran en el lugar 19 en yardas por juego y en el 28 en yardas por carrera, además de haber sufrido ya 36 capturas de quarterback. Mientras que a la defensiva son el 25º en yardas permitidas y el 30º para defender el pase.

El mejor hombre en el ataque de Philadelphia es el ala cerrada Zach Ertz, que ya tiene 98 atrapadas para 1,016 yardas y 6 touchdowns. Y entre sus defensivos destacan los linieros Fletcher Cox y Michael Bennett, que se combinan para 14.5 capturas.

¿Dosis de Todd Gurley?

Los Rams llegan al partido muy saludables, necesitados del triunfo y ciertamente observados por el resto de la liga tras esa mala noche en el frío de Illinois; buscan recuperarse y dejar esa derrota en el olvido.

A pesar de que no pudieron anotar touchdown en el Soldier Field, los Rams aparecen como terceros de la NFL en ofensiva y el domingo debe esperarse una buena dosis de Todd Gurley, que ya tiene 1,707 yardas totales desde la línea de golpeo y 19 touchdowns; defensivamente, los Rams han logrado 10 robos de balón en los anteriores tres juegos, lo cual es un gran avance, y han mejorado con el retorno del esquina Aqib Talib.

El kickoff del segundo domingo por la noche seguido de los Rams y su quinto juego de horario nocturno en la temporada (ganaron tres de esos cuatro) está programado a las 5:20 pm (NBC/1330 AM ESPN Deportes Radio).

Tres Rams para ponerles atención

16 Jared Goff

Ningún jugador de los Rams debe ser visto con mayor atención que el quarterback carnero, que en sus dos partidos más recientes no ha jugado nada bien: apenas 37 pases completos de 77 intentados, 387 yardas, 1 TD y 5 interceptados. Es tiempo de levantar con la postemporada a la vista.

19 JoJo Natson

El hombre de las devoluciones de patadas de despeje podría tener una noche bastante ocupada considerando que los Eagles tal vez tengan que realizar muchos despejes debido a sus problemas al ataque. JoJo promedia 12.3 yardas por devolución y tiene una jugada de 60 yardas. Tal vez logre alguna escapada espectacular.

50 Samson Ebukam

Luego que Chicago logró controlar a Aaron Donald poniéndole dos o hasta tres bloqueadores, los Eagles podrían tratar de emular ese plan. Pero si ese es el caso, le abrirían oportunidades a los linebackers exteriores de L.A., incluyendo Ebukam, que en su más reciente partido en el Memorial Coliseum causó estragos contra Kansas City.

Advertising